×
Computacion en la nube: la historia

Computacion en la nube: la historia


Hoy en día hablar de subir los datos a Google Drive, iCloud, One Drive o Dropbox es algo más que común. Nuestros backups del móvil o las fotografías que tomamos se guardan automáticamente en una de estas famosas «nubes», también las empresas de alojamiento web usan el término Cloud SSD, o Cloud VPS en sus servicios. Sin embargo, no muchas personas saben qué es la nube (también llamada Cloud Computing) exactamente. Por eso hoy vamos a explorar un breve resumen sobre la historia de la computación en la nube.

Comienzos de la Nube

Los comienzos de la computación en la nube (o computación en la nube) nos llevan a los nombres de Herb Grosh, J.C.R Licklider y John McCarthy, quienes fueron los primeros en manejar estos conceptos .

Pero primer gran aporte referido al concepto de computación en la nube lo hizo Herb Grosh, quien afirmó allá por la década de 1950 que las economías se podrían adaptar mejor si confiaban en el almacenamiento de datos centralizado, y no en equipos individuales con almacenamiento de unidades.

John McCarthy más tarde fue el primero en introducir el concepto de inteligencia artificial, donde mencionó la idea del tiempo compartido, que desde 1960 y  hasta la década de 1970 fue utilizado en oficinas de muchos lugares de Estados Unidos al ofrecer servicios de computo y transferencia por horas. Muy parecido a lo que hoy en día hacen casi todos los proveedores como Amazon AWS o Google Cloud.

Más tarde, J.C.R Licklider introdujo el concepto de red de computadoras, que son las que posteriormente se usarían para servir información a los diferentes usuarios.  Licklider denominaba a esta red conectada de equipos como «Red Galáctica».

El término «nube» se utiliza como una metáfora de Internet, basado en el dibujo de nubes utilizado en el pasado para representar a la red telefónica, y más tarde para representar a Internet en los diagramas de red de computadoras como una abstracción de la infraestructura subyacente que representa.

En la década de 1970 comenzó el concepto de máquinas virtuales (VM), y gracias al uso de aplicaciones de virtualización se hizo posible ejecutar varios sistemas operativos en un solo equipo informático. Poco tiempo después, la agencia DARPA del Departamento de Defensa de EE.UU fue que comenzó a dar vida al proyecto ARPANET, que luego daría origen al Internet moderno que tenemos hoy en día.

Las primeras máquinas virtuales

Las máquinas virtuales fueron muy populares durante los 70’s, pero su uso prácticamente desapareció en la época de 1980 a 1990. Con la llegada de las primeras computadoras personales en 1980 comenzó la revolución de la informática, y este campo creció exponencialmente hasta nuestros días.

En su libro «El desafío de la utilidad de la computadora», Douglas Parkhill ya comenzó a explorar lo que luego serían las características fundamentales de la computación en la nube, como por ejemplo la elasticidad de recursos de las máquinas virtuales. En ese mismo año, 1996, Sean O’Sullivan y George Favaloro, altos directivos de Compaq, fueron quienes utilizaron por primera vez el término «cloud computing» (computación en la nube).

Cloud computing moderno

Con la década de 1990 y posterior expansión de Internet hacia todo el mundo, se gestaron las primeras bases de la virtualización ofrecida por empresas de web hosting, para que luego diferentes empresas las usaran de forma masiva hasta la década del 2000, donde la computación en la nube comenzó a tomar mejor forma cuando apareció en 2002 Amazon Web Services, Google Cloud en 2006.

Ya en la década del 2010 que transcurrimos fue cuando tuvo su mayor auge cuando se volvió más masivo con populares servicios como el iCloud de Apple o Windows Azure de Microsoft. En diciembre de 2011 la Unión Europea financió el llamado VISION Cloud, un proyecto que perseguía el objetivo de brindar una arquitectura e implementación de infraestructura de almacenamiento virtualizada.

En el año 2012 se publicó un software denominado «Meghdoot», desarrollado por el Centro de desarrollo para Computación Avanzada open source y totalmente alojado en la nube, y ya en el 2013 se lanzó el proyecto BonFire con un centro de pruebas y experimentación en la nube, la cual permitiría el posterior acceso a recursos cloud, a modo de poder seguir a futuro desarrollando, diseñando y observando las tecnologías en la nube.

Y la nube sigue creciendo cada día, todos los servicios lo integran y hacen uso de él, está presente en las redes informáticas, en tu tablet, en el smartphone que tienes en la mano, y hasta en tu reloj inteligente. ¿Llegará un punto en que la nube dejará de estar de «moda» o llegó para quedarse para siempre?

¿Te gustó el artículo? Compártelo:

Escrito por Esteban Borges

Acumula más de 15 años de experiencia en las áreas referentes a Web Hosting y sistemas operativos Linux. Hoy es quien dirige todos los proyectos relacionados con la plataforma de servicios de Web Hosting, Cloud y Servidores Dedicados. Entusiasta del mundo SEO y la Seguridad digital.

Ha cursado estudios de Marketing Digital en Platzi, y actualmente estudia una Licenciatura en Psicología en UNIFA. Conoce más en sus perfiles de LinkedIn y Twitter, o síguelo en su blog.

    Recibe en tu correo electrónico toda la información sobre hosting, desarrollo web y dominios

    Términos y Condiciones de Servicio

    Infranetworking Internacional - Copyright 2002-2024
    Todos los derechos reservados.